Sala de Prensa

Cristián Lefevre

Cristián Lefevre

Negocios, empresas y estrategia EY.

Rubén López

Rubén López

Assurance

Horacio Bustos

Horacio Bustos

Temas regionales

Eliminado

Eliminado

Riesgos corporativos

Eliminado

Eliminado

Tecnología de la información

Ver todos

Negocios, empresas y estrategia EY.

Cristián Lefevre

Negocios, empresas y estrategia EY.

Assurance

Rubén López

Assurance

Temas regionales

Horacio Bustos

Temas regionales

Riesgos corporativos

Eliminado

Riesgos corporativos

Tecnología de la información

Eliminado

Tecnología de la información

Ver todos

Sala de Prensa

8 de Enero, 2015

María Javiera Contreras: "Si alguien está evaluando vender activos es mejor hacerlo ahora y no esperar al 2017"

La abogada especialista en transacciones María Javiera Contreras, socia de EY, dio a conocer las materias más importantes a considerar a medida que vayan entrando en vigencia los cambios de la legislación tributaria en el país.

Vendedor de Sociedad
En el caso de la parte vendedora de una sociedad, lo primero a revisar es el aumento progresivo de la tasa del Impuesto de Primera Categoría (IPC) que este año se ubica en 22,5% y que subirá hasta 25% en el sistema de atribución y a 27% en el caso del sistema semi integrado.
Por otra parte, se debe analizar en el cálculo la reducción de la tasa máxima del Impuesto Global Complementario (IGC) que bajó de 40% a 35%. Como explicó Contreras, “si eres persona natural, hay una conversación entre la elevación de una tasa versus la reducción de otra”.
En el caso de la determinación del costo de la inversión, la especialista señaló que “este ha ido mutando porque antes se consideraban las acciones y los derechos sociales, pero hoy ambos tienen el mismo costo que es lo que costó originalmente más el reajuste del IPC”. Ahora, los cambios implicarán que se deberá restar de ese costo todas las reinversiones recibidas del 2014, mientras en 2015 y 2016 solo se asumirá como costo real el capital “fresco” que está totalmente tributado.
Con todo, Contreras aclaró que cuando entre en régimen el 2017 van a haber normas de costo especial para las sociedades que opten por el sistema de atribución, e indicó que “como esas sociedades tributarán todo cada año que generen utilidades –aunque no necesariamente distribuyan– todo lo tributado se sumará al costo, por tanto es una norma que beneficia al contribuyente”.
Uno de los puntos más relevantes tiene que ver con la eliminación del régimen de impuesto único el 2017, ya que las empresas que generan y registran las utilidades que se afectaron con impuesto único en el FUNT (utilidades que se pueden sacar de la empresa libre de impuesto) no podrán seguir haciéndolo. De todas formas existirá un régimen parecido para las personas naturales afectas al IGC si han tenido acciones por más de un año y están haciendo una venta con las mismas condiciones de hoy, donde podrán someter esa ganancia de capital al IGC. Así, Contreras señaló que “si tengo un IGC bajo, podré aplicar esa tasa a esa ganancia de capital, y si opto por pagar el impuesto en el momento que devengo esa ganancia de capital se podrá reliquidar en 10 años. Por tanto, para la persona natural persistirá un sistema un poco más amable, no así para la empresa chilena”.
Además, la abogada aseguró que los inversionistas extranjeros quedarán en una mejor posición, porque “al menos 13” de los tratados contienen cláusulas en el capítulo de ganancia de capital que limitan la tributación entre un 16% y un 20%, “por tanto, el inversionista extranjero podrá vender la sociedad chilena a una tasa bastante inferior que lo que venderá una sociedad chilena a otra chilena”, dijo.

Comprador de una Sociedad
Para el caso del comprador de una sociedad, la modificación más importante se da en la eliminación de la amortización tributaria del good will. Como explicó la especialista, “la sorpresa es que existiendo la norma que permite asignar un good will para ciertos activos a valor de mercado -que es una cosa muy pequeña- ahora no se podrá amortizar sino hasta que exista un término de giro de la sociedad”.
En esa línea, destacó que “si se espera hasta ese momento, generalmente no habrá utilidades contra las cuales compensar el gasto, por lo tanto no tiene mucho beneficio práctico”.

Vendedor de Activos
En el caso de la venta de activos, el aumento progresivo de la tasa del IPC también se deberá tomar en cuenta, y el otro punto a revisar es la modificación a la ley del IVA (2016). Cuando se vendía el activo fijo de una sociedad, no todos quedaban afectos al IVA en su venta, pero ahora todos los activos fijos gatillarán IVA, lo que según Contreras encarecerá el precio. “Hay que considerar que el vendedor no soportará el IVA económicamente ya que lo asumirá el comprador”, afirmó.

Comprador de Activos
Para el comprador de activos, la especialista hizo un llamado a estar atento a las normas anti abuso que entran en vigencia en octubre, señalando que “será aún más importante que todos los actos jurídicos respondan a la sustancia económica de lo que se está haciendo. No podrá ser el único fin lograr una eficiencia tributaria, pasará a ser un desafío mayor en las transacciones”.
En el análisis, Contreras indicó que la eliminación del impuesto único desde la perspectiva del vendedor y la eliminación del good will en el caso del comprador, implicará que “solo irá quedando la discusión para el vendedor de dónde tiene mayor costo, ya que el régimen es el mismo, por lo que solo se puede esperar achicar la ganancia de capital”. Desde la perspectiva del comprador, explicó que sin el good will dependerá mucho del resultado del due diligence “porque si sale todo malo, sí o sí se comprarán todos los activos, porque ya no existirá el beneficio tributario que había antes cuando se heredaba el RUT”.
“Si hay alguien que está evaluando vender es mejor hacerlo ahora, porque si igual lo hará, es mejor no esperar al 2017”, remató.

Fuente: Diario Estrategia