Sala de Prensa

Cristián Lefevre

Cristián Lefevre

Negocios, empresas y estrategia EY.

Rubén López

Rubén López

Assurance

Horacio Bustos

Horacio Bustos

Temas regionales

Eliminado

Eliminado

Riesgos corporativos

Eliminado

Eliminado

Tecnología de la información

Ver todos

Negocios, empresas y estrategia EY.

Cristián Lefevre

Negocios, empresas y estrategia EY.

Assurance

Rubén López

Assurance

Temas regionales

Horacio Bustos

Temas regionales

Riesgos corporativos

Eliminado

Riesgos corporativos

Tecnología de la información

Eliminado

Tecnología de la información

Ver todos

Sala de Prensa

8 de Julio, 2015

Jóvenes: Clave del emprendimiento

Este año EY (ex Ernst & Young), celebró en Mónaco los 15 años del premio WEOY (Emprendedor Mundial del Año). En la ocasión, 65 finalistas de más de 70 países se reunieron, como ya es una tradición, para concursar por este galardón y para hablar sobre las principales temáticas que giran en torno al emprendimiento. Uno de los tópicos que más destacó en el encuentro de este año fue la innegable importancia que tienen los jóvenes en el futuro de las economías.
Los jóvenes quieren emprender. Así lo determinó el último estudio “EY Global Job Creation and Youth Entrepreunership Survey 2015”, que consultó a 2.807 personas entre 18 y 25 años alrededor del mundo. De acuerdo con este reporte, 65% de los encuestados dijo tener ambiciones emprendedoras y 25% sostuvo que ya está planificando un proyecto. Esto es de gran relevancia al tomar en cuenta que los jóvenes son el futuro y los emprendedores los motores de creación de empleo. Un ejemplo de lo anterior es que sólo los 65 finalistas del WEOY han creado más de 330 mil puestos de trabajo y que 47% de los emprendedores a nivel mundial planea crear empleos nuevos en los próximos 12 meses. Además, en conjunto tienen ingresos por aproximadamente US$ 38 mil millones.
Nuestro ganador del WEOY de este año es el mejor ejemplo de cómo el emprendimiento genera oportunidades. Mohed Altrad nació en el desierto de Siria, en el seno de una familia sin recursos perteneciente a la tribu Bedouin. Su madre murió poco después de su nacimiento y quedó bajo los cuidados de su abuela, quien le prohibía ir a la escuela.
El joven Altrad se negó a no estudiar e iba como “espía” a clases, hasta que una profesora lo dejó ingresar a la escuela formalmente. Tras ser el mejor estudiante, viajó a los 17 años a Francia, donde siguió estudiando. Tras obtener un PhD en Ciencias de la Computación, trabajó por casi dos décadas en diferentes compañías, hasta que decidió emprender. En 1985 compró una compañía en la quiebra y la transformó en lo que hoy es Altrad Group, líder mundial de mezcladores de cemento. Desde entonces, ha empleado a más de 7 mil personas alrededor del mundo.
Hay millones de Altrad en nuestra sociedad. Jóvenes que tienen grandes ideas, pero con pocas oportunidades y que necesitan guía y soporte para crecer. Por eso es fundamental que reciban apoyo del mundo privado y público, sobre todo en lo que se refiere a financiamiento, elemento que los jóvenes que quieren emprender identifican como su principal barrera para el éxito.
Otro elemento clave para avanzar en este aspecto es que los emprendedores con mayor experiencia compartan con los que están partiendo sus vivencias –éxitos y errores- y asesoren a los más pequeños para crecer. El futuro se ve prometedor en este sentido. De acuerdo con el reporte EY recién citado, 41% de los emprendedores consultados afirma que está apoyando a jóvenes con becas y aprendizaje. Sin embargo, no es suficiente, esa cifra debe crecer mucho más.
Estos jóvenes que sueñan con hacer realidad un proyecto, son quienes crearán empleo en el futuro. Trabajemos todos de la mano para ayudarlos a alcanzar el éxito.

Fuente: Diario Financiero