Sala de Prensa

Cristián Lefevre

Cristián Lefevre

Negocios, empresas y estrategia EY.

Rubén López

Rubén López

Assurance

Horacio Bustos

Horacio Bustos

Temas regionales

Eliminado

Eliminado

Riesgos corporativos

Eliminado

Eliminado

Tecnología de la información

Ver todos

Negocios, empresas y estrategia EY.

Cristián Lefevre

Negocios, empresas y estrategia EY.

Assurance

Rubén López

Assurance

Temas regionales

Horacio Bustos

Temas regionales

Riesgos corporativos

Eliminado

Riesgos corporativos

Tecnología de la información

Eliminado

Tecnología de la información

Ver todos

Sala de Prensa

8 de Mayo, 2017

Latinoamérica tiene mayores sobrecostos en proyectos de energía y agua a nivel global

generación, transmisión y distribución) y agua, mostró que el encarecimiento y la demora en la entrega son los mayores riesgos que este tipo de proyectos enfrentan. El informe de la auditora evidencia que América Latina tiene los mayores sobrecostos, con nada menos que 58%. Le siguen Norteamérica, África y Medio Oriente (ver mapa).

La consultora evaluó cien megaproyectos (medidos por monto de inversión) de estas áreas y que en generación consideró centrales hidráulicas, nucleares, de carbón y de energías renovables no convencionales, siendo las dos primeras las que presentan los mayores sobrecostos, mientras que en materia de plazos el promedio global es 31 meses de desfase, con Sudamérica en una media de dos años. Con una presión creciente, pues según cifras de la Agencia Internacional de Energía, al 2040 la demanda mundial crecerá en torno a 70%, la industria tendrá que aprovechar las mejores prácticas e innovar para crear el máximo valor en el futuro.

Chile refleja claramente las conclusiones de EY, que advierte que estos elementos son la punta de un iceberg y expone las causas ocultas o internas de este fenómeno mundial. Se trata de la falta de una definición oportuna de la estructura comercial de los proyectos, una estrategia de ejecución desacoplada del modelo; una inadecuada comprensión de los riesgos de las iniciativas; inmadurez de los diseños, junto con escasa información del horizonte de entrega al momento de gestionar el financiamiento. Finalmente, mencionan la falta de comprensión del desempeño del proyecto.

Realidad en Chile

Wojciech Kupiec, socio de Auditoría en Energía, Minería e Infraestructura de EY, aterriza el estudio al país, ya que las inversiones que se ejecutan acá son inferiores a las que la consultora recoge en esta categoría de "megaproyectos", por lo que es difícil hacer comparaciones directas. Sin embargo, dice que hay varios aspectos en común. "No hay duda de que en Chile hace varios años el tipo de proyectos que abarca el estudio enfrenta desafíos relacionados principalmente con el cumplimiento de fechas programadas para entrada en operación que, a su vez, en varios casos tienen que ver con tramitación legal y 'permisología'.

Esto además se traduce en muchas instancias en judicialización, lo que retrasa más los proyectos. Este escenario también agrega complejidad en los procesos de obtención de financiamiento, aumentando los riesgos e impactando la rentabilidad", explica. En lo que respecta a los factores ocultos que plantea el estudio, el especialista dice que los que priman en Chile son el inadecuado entendimiento de los riesgos de las iniciativas y, quizás en una menor escala, el diseño inmaduro de estos. "El primero, tiene que ver con retrasos en la tramitación de proyectos en sus múltiples ámbitos (ambientales, comunitarios o prediales).

En los últimos años hemos visto varios proyectos de generación de energía que subvaluaron riesgos de este tipo y tuvieron que abandonar sus iniciativas", apunta. Dado que actualmente en el país lo que prima es la ejecución de centrales de ERNC, Kupiec plantea que tras "arrasar" en el mercado en virtud de una serie de factores que se tornaron positivos para estas tecnologías, estas fuentes seguirán siendo cada vez más importantes, siguiendo la tendencia global. "Sin embargo, quedan por resolver varios asuntos en su exitosa incorporación al sistema chileno, derivados -en gran parte- de su intermitencia, como solucionar el acoplamiento en el sistema de transmisión minimizando el 'vertimiento' de energía, y cómo integrar las ERNC con energías de base remunerando lo que en el sector eléctrico se denomina como 'servicios complementarios—, puntualiza.

Chile

Fuente: Diario Financiero